El blog de Ana Ordóñez Sánchez | Plan de comunicación
Un plan de comunicación es algo básico para cualquier empresa que se quiera dar a conocer o lanzar algún producto. Te contamos todo lo que tienes que tener en cuenta a la hora de realizarlo.
15481
post-template-default,single,single-post,postid-15481,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-11.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive

Cómo hacer un plan de comunicación

plan de comunicación

Cómo hacer un plan de comunicación

Tener un plan de comunicación es algo fundamental para cualquier empresa a la hora de posicionarse en el mercado o a la hora de lanzar un nuevo servicio o producto. Llegar al público y que la gente te conozca es el primer pilar para comenzar las ventas. En este sentido, es esencial crear un plan que aglutine a dónde queremos llegar y qué recursos vamos a emplear para conseguirlo.

Pasos que debes seguir

En primer lugar, debemos conocer el punto de partida. Hay que analizar cuál es nuestra posición en el mercado, qué hemos hecho en comunicación hasta ahora y qué está haciendo la competencia. Para ello, podemos hacer un análisis DAFO, PEST, una auditoría de comunicación, entre  otros. Pero, es esencial tener claro desde dónde partimos.

En segundo lugar, hay que establecer unos objetivos, entorno a los cuales se basará el plan. Deben ser alcanzables y medibles. Debemos tener claro si nuestro objetivo es de reputación de marca o si queremos intentar posicionarnos como líderes en X  sector. En este aspecto, es muy importante que una marca tenga un carácter diferenciador y transmita unos valores, diferenciándose así  de la competencia.

El siguiente paso será crear la estrategia, es decir, ¿cómo voy a conseguir los objetivos propuestos? ¿A qué público me voy a dirigir?  Debemos definir las acciones que vamos a realizar: acciones de Street marketing, vídeos, redes sociales…

Y, por supuesto, hay que definir el público al que nos queremos dirigir. No es lo mismo comunicarse con los millenials que a un público adulto. También es importante tener claro si el plan de comunicación va enfocado al público interno (trabajadores y accionistas) o externos (futuros consumidores, proveedores, distribuidores…). Tampoco nos podemos olvidar de los públicos indirectos, que son aquellos que nos sirven de altavoz a nivel externo (prensa, bloggers, autoridades…).

Aunar la comunicación es otro punto fundamental. En todo plan de comunicación debe haber  un mensaje claro. Para conseguirlo, hay que crear lemas o eslóganes que el público termine relacionando con nuestra marca. Este mensaje es el que deben utilizar nuestros portavoces y debe estar presente en los encuentros con los medios, notas de prensa, redes sociales…

Analiza qué canales de comunicación utiliza actualmente tu empres y cómo te podrías aprovechar de ellos para conseguir tus objetivos, incluso, quizá alguno nuevo te puede ayudar. Se deben tener en cuenta tanto los medios tradicionales (revistas, periódicos, tv…) como los digitales (redes sociales, blogs, webs…). La  comunicación en internet se vuelve  algo fundamental.

Establece el presupuesto que vas a destinar a este plan de comunicación. Analiza cuáles son los gastos fijos y deja una partida para los extras que te puedan ir surgiendo.

Y, por último, fija los timmings. ¿Cuánto tiempo destinaré a conseguir mis objetivos? Para ir organizados y de una manera lógica y ordenada, lo mejor será que hagas un calendario y determines en qué fechas se van a llevar a cabo las siguientes acciones.